EL CALOR ACOGEDOR DE LA LEÑA TIENE VARIAS FORMAS DE LLEGAR HASTA TÍ


Hogares de convección natural: son chimeneas o estufas en las que el aire circula de forma natural (sin ventilador)

Chimeneas o estufas de convección forzada: Tienen ventiladores que impulsan el aire caliente, algunos con la posibilidad de llevar aire o otras habitaciones de la casa

Chimeneas, estufas y calderas: Calientan el agua que circula por los radiadores o suelo radiante